Tipos de conexiones de los sensores de proximidad

Los diferentes sensores de proximidad que nos encontramos en el mercado se pueden clasificar por la tecnología que usan para alimentarse y obtener la salida del sensor. Los diferentes tipos de sensores de proximidad pueden conectarse con dos hilos, tres hilos o cuatro hilos.

Terminales de los sensores de proximidad

Los cables que se utilizan para los sensores siguen unos estándares europeos e internacionales que permiten distinguir con facilidad que función tiene cada cable.
Los cables o terminales que nos vamos a encontrar en un sensor de proximidad, la misión que cumple cada cable y la nomenclatura del cable que proviene de una abreviatura del color del cable en inglés se detalla a continuación:
Alimentación positiva (+): El cable es marrón y se denomina BN del inglés brown
Alimentación negativa (-): El cable es azul y se denomina BU del inglés blue
Salida del sensor : El cable es negro y se denomina BK del inglés black
Salida antivalente o normalmente cerrada : El cable es blanco y se denomina WH del inglés white.

Sensores de proximidad de dos hilos

Este tipo de sensores de proximidad que tienen solo dos hilos para conectar, se alimentan y conectan la carga en serie, de manera que funcionan como un contacto normalmente abierto o normalmente cerrado dependiendo del sensor.
Los dos cables utilizados son el marrón y azul, pudiendo colocar la carga en función del sensor, siempre seriada entre el positivo y el marrón o entre el el azul y el negativo.
Los sensores de proximidad pueden funcionar con alimentación alterna o continua dependiendo de las características técnicas de cada sensor, nos podemos encontrar los sensores de proximidad que funcionan con corriente alterna con otro tipo de colores que los indicados anteriormente, pero en ese caso da igual como se conecte al no tener polaridad.
La alimentación suele ir de 15v. a 250v. en cc o ca., teniendo en cuenta que al ser un sensor donde la alimentación como la carga se conectan con los mismos hilos podemos tener en reposo una pequeña caida de tensión en el sensor y una pequeña circulación de corriente para garantizar su funcionamiento aunque esté en reposo el sensor de proximidad.

Sensores de proximidad de tres hilos

En los sensores de proximidad que tienen tres hilos nos encontramos que tienen dos hilos para la alimentación del sensor y un tercer hilo que tiene como misión exclusiva la salida del sensor indicando si el sensor está detectando o no. Los hilos de alimentación suelen ser de los colores indicados anteriormente marrón para positivo y azul para negativo, siendo el tercer hilo de color negro para dar la salida.
Nos podemos encontrar cuatro tipos de salidas, la salida puede ser en función del sensor PNP o NPN, se diferencian porque a la PNP se le denomina salida positiva conectando la carga entre el cable de salida y el cable negativo. Los sensores con salida NPN se dice que tienen salida negativa conectando la carga entre el cable de salida y el positivo.
A su vez nos podemos encontrar que la salida sea un contacto normalmente abierto de tal forma que no tendremos señal de salida hasta que no detecte el sensor de proximidad. La otra posibilidad es que el sensor de proximidad tenga una salida con un contacto normalmente cerrado, teniendo señal de salida cuando el sensor está en reposo y dejando de emitir la salida cuando el sensor está detectando.

Sensores de proximidad de cuatro hilos

Los sensores de proximidad con cuatro hilos tienen las mismas características que indicábamos para el sensor de proximidad de tres hilos pero sumando un cuarto hilo que equivale a otra salida, teniendo el sensor una salida normalmente abierta y otra normalmente cerrada. A esta otra salida se le denomina salida antivalente y suele ser el cable de color blanco.

3 Comments

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*